TV Paga 12.02.2016 > Latinoamérica

A+E Networks: Período positivo a pesar de los embates económicos

Sus marcas crecieron en audiencia y anunciantes durante 2015, pero se confrontaron con devaluaciones de monedas en la región que afectaron sus resultados financieros.

El presidente de A+E Networks Latin America, Eduardo Ruiz, comentó que a pesar de todo lo bueno de 2015, se confrontaron “con una realidad económica de devaluaciones de moneda que, a pesar que fue positivo en lo operativo, desafortunadamente han impactado en los resultados financieros, como le ha ocurrido a toda la industria”. “En el inicio de 2016 no hay indicios de cambiar la situación por las devaluaciones de las diferentes monedas locales”, añadió.

Sin embargo, aclaró que ante los embates económicos en diferentes países, han sido positivos gracias sus los socios estratégicos como Ole Communications, que “entiende cómo se maneja la región y las oportunidades de inversión en estos años difíciles, para posicionarse cuando se vuelvan a fortalecer las monedas”. “Con algunos recortes, habrá que identificar oportunidades en 2016 y el desarrollo de la tecnología, las nuevas plataformas y OTT”, manifiesta.

Advierte que “el consumidor latinoamericano sigue sumándose a la TV paga” y no se alertan por el cord cutting, ya que es un mercado joven. “La población de nivel económico medio C y D ayuda al desarrollo de la penetración paga. Otro aspecto positivo es el apagón analógico, que hace crecer en share y ratings a canales de TV paga, ya que el telespectador en vez de comprar su conversor digital se suma al cable o satélite”, dice Ruiz, que con estas realidades mantiene las expectativas de crecimiento de la empresa ante una realidad económica y financiera adversa.

Según el directivo de la compañía, A+E Networks Latin America tuvo un 2015 complejo pero gratificante porque “las mediciones de ratings fueron positivas con crecimiento en todos los canales, particularmente en A&E, como también en número de anunciantes y facturación a nivel local, con records en México, Brasil, Colombia, Venezuela, entre otros”. A esto se le suma que tuvieron la mayor cantidad de visitas en sus websites.

Además de añadir feeds satelitales exclusivos para Lifetime HD en Brasil, a principios del pasado año abrieron oficinas propias en México, con mercadeo, ad sales y programación enfocado específicamente en ese mercado, siguiendo el mismo modelo que instalaron en Brasil (también tienen oficinas en Miami y Caracas), con administración, ventas de publicidad, mercadeo, diseño gráfico, digital, web, etc.

“History se convirtió en el canal de TV paga de mayor engagment. Esto significa que estos espectadores tienen más afinidad con la marca, son los que más tiempo consumen y otras variables que hacen relevante el engagment”, señaló como otro signo positivo.

Producciones locales: menor cantidad, mayor calidad

“La producción original continúa pero con la firme decisión de declinar en cantidad y aumentar en calidad. Latinoamérica es un mercado difícil para producir porque los productos no trascienden fronteras, ni se reciben de la misma manera”, sostiene Ruiz.

Por eso explicó que “es muy difícil identificar temáticas comunes” aunque las hay como Gigantes de Brasil para History, que ya está en proceso de edición, y Gigantes de México, está finalizando con el rodaje de las familias más importantes para próximamente comenzar con la producción.

En cuanto a las líneas de las producciones originales hay dos tipos: por un lado los especiales como Gigantes, recreaciones históricas y épicas, y por otro los realities en el que adaptan algunos de sus formatos en Latinoamérica, con los que A&E tiene planes de negociación con televisoras broadcast  locales para realizar coproducciones.

Estos contenidos son añadidos en la programación con sus series banderas como NCIS: New Orleans y NCIS: LA en A&E, canal que tuvo crecimiento de ratings gracias a sutiles cambios en la grilla, ya que hoy no solo piensan en el canal lineal sino en VOD, OTT y aplicaciones.

“La variedad de programación que ha tenido A&E dificulta establecer un nicho específico. Pero hemos logrado establecer tres columnas en su programación: crimen, series guionadas y series sin guion, mientras la casa matriz sigue produciendo y viendo oportunidades non script”, sostiene Ruiz.

© Newsline Report 2016

¿Te gustó esta nota?