Satélite 20.02.2017 > Latinoamérica

Embratel inicia operación comercial del nuevo satélite Star One D1

El nuevo satélite es el resultado de la inversión de aproximadamente USD 400 millones y proveerá mayor capacidad satelital para Brasil y América del Sur, Central y del Norte.

Embratel Star One comienza hoy la explotación comercial de Star One D1. Está equipado con bandas C, Ku y Ka para habilitar nuevos servicios corporativos, distribución y contribución de video y backhaull de celular vía satélite.
 
"Vamos a atender las regiones que necesitan interconexión de redes móviles por satélite, además de proporcionar diversos servicios corporativos, tales como la interconexión a las empresas de internet" declaró Gustavo Silbert, Presidente de Embratel Star One.
 
Star One D1 es el noveno y más grande satélite construido la operadora. Es parte de la cuarta generación, designada como la Familia D, y complementa la estructura compuesta  actualmente de cinco satélites en órbita geoestacionaria (Star One C1, C2, C3, C4 y C12) y tres en una órbita inclinada (Brasilsat B2, B3 y B4).
 
"Con Star One D1, vamos a garantizar la continuidad de los servicios de mercado en Banda C y ampliar la oferta de datos, videos, móviles y de alta velocidad a Internet disponible", completó Silbert.
 
Star One D1 ocupa la posición orbital de 84°W y está equipado con las bandas C, Ku y Ka - este último, una tecnología que ofrece nuevas aplicaciones por satélite los costos más atractivos.  Con una masa de lanzamiento de 6,3 toneladas, el nuevo satélite cuenta con 28 transpondedores (receptores y transmisores de señal) en Banda C para asegurar la disponibilidad de señales de voz, TV, radio y datos, incluyendo internet. Cuenta con 24 transpondedores en banda Ku para garantizar la prestación de servicios de streaming de video, así como internet y telefonía a lugares remotos. 
 
Está equipado con cerca de 300 transpondedores equivalentes en banda Ka, que permiten interconectar ubicaciones remotas a la columna vertebral móvil por satélite y la transmisión de datos a una velocidad extremadamente alta. Asimismo, posibilitará la ampliación de las aplicaciones corporativas en prácticamente todo el territorio brasileño y creará una nueva estructura de backhaul de telefonia celular para toda América Latina, integrando el backbone del Grupo América Móvil con sus redes periféricas, creando así una infraestructura de telecomunicaciones aún mayor.
 
© Newsline Report 2017