Negocios 04.09.2013 > Mundo

Microsoft compra el negocio de celulares de Nokia por US$7170 millones

El gigante estadounidense adquirió los negocios de telefonía movil y patentes de la empresa finlandesa.

La operación, por unos €5.440 millones, debe cerrarse a comienzos de 2014. Se pagarán €3.790 millones por el negocio de dispositivos electrónicos, y otros €1.650 millones por licencias y patentes.

Unos 32 mil trabajadores de Nokia pasarán a Microsoft, y otros 56 mil se quedarán en la compañía finlandesa, que reduce su operación a la mitad de su facturación y estará concentrada en infraestructura de redes y en el desarrollo de servicios de mapas. Al confirmarse la operación, la cotización de las acciones de Nokia se dispaaró más de un 40%.

El CEO de Microsoft, Steve Ballmer, subrayó que en el país noreuropeo seguirá habiendo una sección de investigación y desarrollo. Ballmer, que anunció su retiro como director ejecutivo de Microsoft, podría ser sucedido por el actual director ejecutivo de Nokia, Stephen Elop, quien en su curriculum también menciona su antigua participación en la empresa de software.

La operación pone a las claras la previsión del mercado de los últimos años después de que Microsoft se asociara con Nokia para el desarrollo del sistema operativo Windows Phone para móviles, en un atrasado enfrentamiento con el Android impulsado por Google y el IOs de Apple para Iphone. Nokia asumió hace poco el control total del proveedor de infraestructuras de redes NSN, que manejaba antes con Siemens.

Después de la compra, Microsoft podrá vender en el futuro tanto hardware como software, igual que su principal rival, Apple. El fabricante de Windows dio ya un paso en esa dirección con la salida de su propia tablet, Surface, que no ha tenido sin embargo mucho éxito en el mercado.

La empresa finlandesa fue durante mucho tiempo líder en el mercado de los teléfonos celulares, pero perdió terreno con la llegada de los smartphones como el iPhone de Apple y frente a dispositivos que usan el sistema operativo de Google, Android. De todas maneras, por su participación en el segmento de los teléfonos baratos, Nokia se mantiene como el segundo fabricante de teléfonos móviles, detrás de Samsung.

El negocio adquirido por Microsoft, que incluye la fabricación de la serie de smartphones “Lumia”, alcanzó una facturación de €14.900 millones en 2012, prácticamente la mitad de las ventas de la multinacional finlandesa el año pasado, según publicó Europa Press.

También Microsoft hace frente a cambios. El sistema operativo Windows y el software de oficina Office siguen siendo las principales fuentes de ingreso, pero la venta de computadoras fijas retrocedió a favor de los smartphones y las tabletas. Microsoft intenta por ello afianzarse en ese ramo con Windows Phone y con Nokia, aunque la cuota de mercado evoluciona lentamente.

En una carta conjunta, Ballmer y Elop se mostraron confiados en explotar al máximo el potencial en torno de Windows con la alianza. Habrá teléfonos y servicios "que unan lo mejor de Microsoft y lo mejor de Nokia", prometieron.

© Newsline Report 2013