Negocios 19.12.2017 > Mundo

¿Cómo afectará a las empresas y consumidores la eliminación de la neutralidad de la red?

La neutralidad de la red había sido implementada por el gobierno de Barack Obama para impedir la discriminación de contenidos y garantizar la igualdad en Internet.

La Comisión Federal de Comunicaciones (FCC) de Estados Unidos votó por eliminar la neutralidad de la red. Por tres votos a dos se impuso la iniciativa impulsada por el Presidente de la entidad, Ajit Pai, quien declaró que “de este modo, se le pone fin a reglas torpes que desalientan la inversión y la innovación”.

La neutralidad de la red había sido implementada por el gobierno de Barack Obama para impedir la discriminación de contenidos y garantizar la igualdad en Internet. La neutralidad de la red es un conjunto de pautas aprobadas en 2015 con el fin de impedir que los proveedores de Internet puedan discriminar el tráfico que circula por sus redes y, por lo tanto, favorecer ciertos contenidos por sobre otros (sean servicios propios o de otras empresas).

Al haberse anulado la neutralidad habrá diversos cambios para las empresas y los consumidores. Las compañías que suministran el servicio tendrán a partir de ahora la libertad de experimentar con nuevos precios, priorizar o bloquear contenido, sin tener que rendir cuentas.

Esto podría tener grandes beneficios para las proveedoras de Internet, según explicó a BBC Mundo, Ryan Singel, experto en neutralidad de la red del Centro de Estudios de Internet y la Sociedad de la Universidad de Stanford.

“Esto se debe, a que tradicionalmente el mercado telefónico de Estados Unidos ha sido muy poco competitivo. Tenemos solo cuatro grandes compañías que suministran Internet inalámbrico y de banda ancha, lo cual es terrible. El 51 % de los estadounidenses solo tiene una opción para elegir su servicio de Internet” explica Singel.

Con este nuevo modelo, se estima que esas compañías podrán recaudar mucho más dinero de parte de los cibernautas y también invertir en mejoras para sus servicios.

“Al quitar las restricciones, estos proveedores serán los principales beneficiados, aumentarán sus ganancias, se volverán más competitivas y esto les permitirá expandirse y mejorar el servicio o llevarlo a comunidades más pequeñas” comenta el experto.

Pero si para las compañías traerá beneficios y en teoría ayudará a pequeñas comunidades a tener mayor acceso a la red, ¿cuáles serán las consecuencias que esto podría tener para la gran mayoría los usuarios o para las empresas que utilizan los servicios de Internet en Estados Unidos?

De acuerdo con Singel, uno de los primeros efectos será una subida en los precios de conexión. Las grandes compañías de Internet podrán cobrar más dinero a las empresas que están en línea. Es decir, les permitirá subir los precios si quieren tener un acceso más rápido a Internet.

Hasta ahora, cualquier empresa que quisiera utilizar la red podía hacerlo independiente de su poder o envergadura. Tenía el mismo derecho una persona de cualquier lugar del mundo que quisiera abrir un blog que un gigante como Google. “Pero a partir de ahora, las empresas podrán discriminar a qué usuarios le dan un mayor ancho de banda o a quiénes limitarán o cortarán los servicios” agregó Singel.

“Las primeras consecuencias no caerán directamente sobre los individuos. La forma más rápida de hacer dinero es detrás de las compañías que están en la red, lo que, a su vez, se reflejará en la experiencia de internet de los usuarios comunes. El problema es que lo anterior hará que los servicios que utilizamos en línea, como los de streaming (para ver videos o escuchar música) se vuelvan mucho más caros también” detalla el experto.

Netflix, por ejemplo, se volverá más cara. Como tendrán que pagar tarifas más altas por utilizar Internet de mejor calidad para ofrecer sus servicios, necesitarán cobrar más también a sus usuarios para mantenerlo. Así que veremos que Internet se volverá mucho más caro.

© Newsline Report 2017