OTT 12.02.2018 > Latinoamérica

Eutelsat maximiza el alcance de audiencia a través de soluciones OTT satelitales hibridas

Markus Fritz, VP Ejecutivo de Desarrollo Comercial y Asociaciones Estratégicas de Eutelsat, explica cómo se integra el satélite en este entorno cambiante y de qué manera las soluciones satelitales y OTT híbridas pueden ayudar a los broadcasters a optimizar sus servicios y llegar a más hogares.

¿Cómo están cambiando los hábitos de visualización de los consumidores?
Los hábitos de visualización se están diversificando ya que las personas quieren ver contenido, donde sea y cuando sea. Las soluciones OTT pueden responder a esta demanda, pero la TV lineal tradicional sigue teniendo mucha fuerza. La televisión es una parte central de nuestra vida diaria y su producción profesional y dominancia en el mercado la convierten en un recurso confiable. También es el único medio que permite a los anunciantes llegar a varios millones de hogares a la vez.
La televisión satelital sigue creciendo y continuará haciéndolo durante muchos años. La encuesta de mercado de radiodifusión y comunicaciones por satélite de Euroconsult de 2017 prevé 4,200 canales de televisión por satélite adicionales durante los próximos diez años y la transmisión de cerca de 45,700 canales para 2026. Una investigación reciente de Dataxis sobre los suscriptores de televisión de paga global identificó un crecimiento del 3% en los suscriptores de TV satelital entre 2016 y 2017, aumentando la audiencia de TV paga a 245 millones de hogares. La transmisión satelital continúa ganando cuota de mercado en todo el mundo y se prevé que crecerá por 50 millones de hogares entre 2016 y 2021 a 430 millones de hogares, el 26% del mercado mundial según Digital TV Research 2016.
Estamos viendo una transición, sin embargo, hacia más soluciones híbridas que involucran tanto DTH como OTT, y donde el OTT es usado adicionalmente a los servicios tradicionales ya que los consumidores quieren más contenido bajo demanda, junto con nuevas formas de acceder a él. En Estados Unidos, por ejemplo, el informe de comScore de 2017 sobre el uso multiplataforma reveló que la televisión en vivo aún representaba el 84% del tiempo de visualización total. Dos tercios de los hogares OTT utilizan el streaming para complementar su medio de recepción tradicional, ya sea cable o satélite, y vieron más de cinco horas de TV en vivo por cada hora de contenido OTT.
 
¿Qué pasa con la calidad de la red?
Los servicios OTT dependen de una red compartida, en la que el ancho de banda es utilizado por varios servicios. Esto puede generar problemas de calidad cuando las distintas aplicaciones requieren de un gran ancho de banda. Durante las horas pico, y para contenido popular como series de TV, la distribución OTT amplifica la sobrecarga de la red, lo que puede causar buffering, retrasos, mala calidad de imagen e incluso pérdida de servicio. Obviamente, esto tiene un gran impacto en la satisfacción del cliente.
La calidad de la imagen es cada vez más importante para el público, como podemos ver en la aceleración de la adopción de HD y Ultra HD. Nuestra más reciente investigación sobre el mercado televisivo de Medio Oriente y el Norte de África (MENA) mostró que el número de canales abiertos que se transmiten en HD en el vecindario líder de los 7/8° Oeste aumentó en 44% en solo un año, y 66% de los hogares en 7/8° Oeste están equipados para recepción HD. Para responder a esta demanda, están aumentando los requisitos de ancho de banda.
Si bien la entrega UHD a través de plataformas de OTT puede ser un desafío, incluso en Europa, el ancho de banda satelital puede responder a las necesidades del formato sin problemas. Esta es la razón por la cual cinco canales UHD ya han elegido los satélites HOTBIRD para alimentar las redes DTH y terrestres en Europa y MENA. La entrega por satélite garantiza una calidad de servicio óptima, ya que el ancho de banda está completamente dedicado al servicio de video, a diferencia del OTT donde el ancho de banda se comparte con otros servicios y entre todos los espectadores.
 
¿Cómo se está adaptando el satélite a la visualización móvil?
La experiencia del usuario con el satélite antes estaba limitada por la ausencia de un enlace de retorno, pero se está actualizando gracias a la solución de entrega de video multipantalla SmartBEAM de Eutelsat y las tecnologías terrestres proporcionan rutas de retorno alternativas. Estamos trabajando mano en mano con nuestros clientes para diseñar soluciones y ampliar huellas, ayudándoles a maximizar el alcance y la monetización, y entrar en mercados que de otro modo serían imposibles hoy en día.
SmartBEAM usa una combinación de satélite y Wi-Fi para entregar contenido de video nativo IP a los usuarios finales, dando acceso a programas de TV en dispositivos portátiles. El operador de televisión líder de Rusia Tricolor TV lanzó recientemente la solución SmartBEAM para permitir a los consumidores en hoteles, aeropuertos, estaciones de tren y otros lugares públicos ver una selección de 50 canales de TV en sus dispositivos móviles sin consumir sus datos móviles. SmartBEAM brinda a los usuarios una mejor calidad de imagen en comparación con las redes terrestres no administradas y Tricolor puede garantizar la calidad del servicio a los usuarios finales.
 
¿Cuáles son los beneficios para los broadcasters que eligen una solución de entrega híbrida satelital / OTT?
Los satélites ofrecen una alternativa rentable para llegar a un gran número de personas, especialmente en regiones con poblaciones muy dispersas y en entornos desafiantes. Cubren todos los hogares dentro de la huella, incluyendo los que no pueden acceder a los servicios OTT debido a tasas de bits de Internet insuficientes, lo que le permite proporcionar a todos los ciudadanos un servicio similar en todas las regiones de forma instantánea y maximizar su ruta al mercado, ya que entregan a todas las redes.
Mientras que los costos de OTT aumentan con la cantidad de espectadores, los costos del satélite permanecen fijos, por lo que es una solución más rentable para las grandes plataformas de televisión de paga. En Europa occidental, el satélite es más rentable que el OTT para 50 mil espectadores. En los mercados emergentes, este umbral se reduce a solo 15-20 mil espectadores para un tiempo de visualización promedio diario de 30 minutos.
Combinar lo mejor de ambos mundos, una oferta híbrida de recepción de TV lineal vía satélite y servicios bajo demanda a través de OTT, será la solución más viable a futuro para entregar una amplia selección de contenidos de video. Al permitir a los clientes reducir la complejidad y el costo de sus operaciones en un nuevo mundo digital, continuamos mejorando la eficiencia de los satélites, permitiendo a los clientes maximizar su potencial de servicio y minimizar la complejidad para hacerlo.
 
© Newsline Report 2018